Primer inversionista institucional

Confuturo, primer institucional en Chile en invertir en un fondo de impacto social – FIS Ameris.

Lee la noticia publicada en Diario Financiero AQUÍ.

Un hito para el mercado de las inversiones de las empresas privadas es la incorporación de la aseguradora Confuturo al FIS Ameris 2.0; fondo de inversión privado que, además de ofrecer un piso de retorno financiero, busca generar resultados sociales y medioambientales.

El FIS 2.0 prevé invertir en 10 proyectos socioambientales, apoyándolos con inversiones desde USD $500.000 a cada uno. Deben llevar al menos 2 años de ventas y estar orientados a resolver un problema social y/o ambiental. También cuenta con mecanismos de pre-inversión para proyectos en etapas más tempranas de USD $ 50.000. Ambos fondos apoyan los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU y están medidos bajo el Global Impact Investing Rating System (GIIRS)

“Estamos convencidos que es clave el rol del sector privado para abordar desafíos país en materia de desarrollo. Por eso desde el mundo financiero,  nosotros trabajamos día a día para construir un Chile con futuro, invirtiendo de manera certera y responsable,  con una mirada de generar finanzas sostenibles. Este es un ejemplo concreto; inversión de Impacto Social”, sostuvo Christian Abello, gerente general de la Compañía de Seguros Confuturo.

Por su parte, María José Montero, socia de Ameris y gerente del FIS, destacó que la incorporación de la aseguradora es una señal potente para el mercado de capitales chileno. “Hasta ahora, la inversión de impacto había sido impulsada principalmente por inversionistas particulares, que buscan un retorno social y ambiental, además del financiero. El hecho de sumar empresas es una excelente noticia, porque el desarrollo de esta industria requiere de la participación de inversionistas institucionales, como ocurre en los países más desarrollados. Por los beneficios sociales y ambientales asociados al crecimiento de esta industria, este tema debiera plantearse como un desafío país”, afirmó María José Montero. 

Las inversiones de impacto son directas, incluyendo aquellas que se hacen en empresas, instituciones o fondos, hechas con la intención de generar un impacto social o ambiental positivo, además de generar rentabilidad financiera. Aunque en nuestro país es todavía una modalidad emergente, la inversión de impacto mueve más de US$228 mil millones en activos en el mundo de acuerdo a Global Impact Investing Network y ofrece un modelo de negocios social sustentable.

“Lo que une a aquellos que operan en la industria de la inversión de impacto, es la convicción de que las inversiones creativas pueden jugar un papel crucial en solucionar y dar una dirección correcta a retos sociales y ambientales.  Por eso nuestra incorporación nos tiene felices y esperamos que se sumen muchas más empresas a este tipo de inversiones. Esto no es filantropía, es inversión con retornos financieros esperados, la diferencia es que son en proyectos de impacto social para Chile,” aseguró Jorge Espinoza, gerente de Inversiones de la Aseguradora.